Euroefe
 
Euractiv
Cultura y educación Volver a la sección

La UE y España, unidas para que el buen uso de internet se base en el respeto

INTERNET | 01 de marzo de 2017

Las eurodiputas Maite Pagazaurtundua (i) (UPYD) y Rosa Estarás (PP) entregan al ministro de Educación, Cultura y Deporte, Íñigo Méndez de Vigo, el cuento de "María, la alegría en la diferencia", escrito por Teresa Coutinho, antes del evento "Connected the Game" celebrado en la Eurocámara en Bruselas. EFE

Bruselas (EuroEFE).- El presidente del Parlamento Europeo, Antonio Tajani, y el ministro español de Educación, Íñigo Méndez de Vigo, recalcaron este martes en Bruselas su apuesta conjunta por promover un uso de internet entre los más jóvenes basado en el respeto.

"Connected: the game" es la iniciativa que ha permitido juntar a eurodiputados españoles de diferentes partidos a una de las multinacionales más poderosas del mundo, Google, y a una de las entidades sociales más reputadas de España, la Fundación de Ayuda contra la Drogadicción (FAD).

Gracias a la financiación de la empresa y a la apuesta y sensibilización de la organización social, "Connected: the game" ha puesto a jugar en línea a más de 1.000 adolescentes de toda Europa para enseñarles aspectos tan cotidianos para ellos, y a la vez tan desconocidos, como la importancia de las contraseñas, el intercambio de información personal o la privacidad en las redes sociales.

Tajani subrayó que pocas causas como ésta hay tan "nobles" y al mismo tiempo reparó en un aspecto esencial, a su entender, de esta propuesta: su carácter europeísta.

Porque este martes, en el Parlamento Europeo, gracias al impulso del eurodiputado Luis de Grandes para que la institución acoja el evento, siete chicos y chicas de Estonia, Francia, Italia, Portugal, Polonia, Rumanía y España fueron premiados por conocer mejor que nadie que en internet hay muchas ventajas, pero también algunos inconvenientes.

Méndez de Vigo, durante su intervención, citó dos: el riesgo que las redes sociales suponen para prácticas como el acoso escolar y el uso que en ocasiones se hace contra la propiedad intelectual, pues, como resaltó, en internet "aprovecharse del talento de otros no puede ser gratis".

Al igual que Tajani, remarcó un aspecto: que "Connected: the game" es una iniciativa eminentemente europeísta, ya que ha unido a jóvenes de toda Europa y los ha puesto a jugar.

"La Unión Europea no sólo la hacen los políticos; la Unión Europea son propuestas como ésta", afirmó el político italiano antes de incidir en uno de sus objetivos mientras sea presidente de la Eurocámara: acercar Bruselas a los ciudadanos.

El premiado español es un chico de León, de 15 años, estudiante en el Instituto Lancia de su ciudad, llamado Héctor Matías. Fue de los mejores en contestar las preguntas que el juego le iba formulando.

Dijo durante su discurso que, gracias a internet, los jóvenes de su generación hacen los deberes, se enteran de lo que pasa en el mundo, escuchan música, ven películas, declaran si están contentos o desanimados y comparten fotos por la red.

"Hemos crecido con internet", apostilló.

Pero, advirtió, los adolescentes no pueden creer que todo lo que circula por internet es verdadero, que el uso de información personal puede llegar a quien no debe o que ignorar los parámetros de privacidad expone ante quienes no se debe.

La mejor manera de superar estos riesgos, y a eso es a lo que enseñó "Connected: the game", es con respeto a los demás y con respeto a uno mismo.

El portavoz del PP en el Parlamento Europeo, Esteban González Pons, puso el acento en cómo la red ha duplicado la realidad, ya que ha configurado la realidad virtual, en tanto que el directivo de Google España y Portugal, Francisco Ruiz, se centró en cómo un uso adecuado de las nuevas tecnologías puede crear "una sociedad más justa y más humana".

De la FAD, Ignacio Bayón llevó su mirada a las familias, las escuelas como motores de "esos valores necesarios" para que las tecnologías que no paran de proliferar y expandirse por nuestras vidas, dijo, "no se usen del revés".

Varios eurodiputados acudieron al acto, como el socialista Ramón Jáuregui o Mayte Pagazaurtundúa, quien no desaprovechó la ocasión para mostrar y hablar del libro que traía bajo el brazo, "María, la alegría en la diferencia", sobre una niña con parálisis cerebral.

Cultura y educación

Acepto Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, realizar análisis estadísticos sobre los hábitos de navegación de nuestros usuarios y facilitar la interacción con redes sociales. Si continua navegando consideramos que acepta el uso de cookies.