16 de julio de 2019
ÚLTIMAS NOTICIAS:
 1300x110

¡Es la cultura, estúpidos!

 Fotografía cedida por el Comité Económico y Social Europeo (CESE) del presidente de este órgano consultivo de la Unión Europea (UE), Luca Jahier. EFE

Fotografía cedida por el Comité Económico y Social Europeo (CESE) del presidente de este órgano consultivo de la Unión Europea (UE), Luca Jahier. EFE

Hoy, que asistimos a un constante aumento del extremismo, a un cuestionamiento de la identidad común europea por parte de la ciudadanía que no tiene precedentes desde 1945 y a un declive de la solidaridad en Europa, ha llegado el momento de situar con decisión a la cultura y la política cultural en el centro de la agenda europea, escribe en una tribuna exclusiva para Euroefe el presidente del Comité Económico y Social Europeo (CESE), Luca Jahier.

(Las opiniones vertidas en esta tribuna reflejan exclusivamente la posición de sus autores, y no pueden ser atribuidas a EuroEFE.EURACTIV.es ni a ninguno de los asociados de la red europea de EURACTIV ni a la Agencia EFE)

La Unión Europea ha creado un mercado único sólido con todas sus leyes y reglas, ha creado una moneda común y ha eliminado barreras y fronteras; sin embargo, aún estamos lejos de haber creado la unión que nuestros padres fundadores concibieron y soñaron al final de la guerra.

Lo que falta es un verdadero sentido de identificación y pertenencia. Este hueco en la construcción europea ha abierto un vacío que los populistas no han tardado en ocupar, favorecidos por una creciente sensación de inseguridad y desigualdad.

Como presidente del Comité Económico y Social Europeo (CESE), quiero concentrarme en estos eslabones perdidos, que tan necesarios son para restablecer un sentimiento de esperanza y de confianza en el futuro: desde el desarrollo sostenible a la promoción de la paz, que a menudo damos por sentada, el dar voz a los jóvenes europeos y, no por último menos importante, reforzar el papel de la cultura —dando a los artistas e intelectuales el lugar que merecen para revitalizar la UE.

La cultura abarca temas muy amplios; yo la examinaré desde distintos ángulos, sobre todo para mostrar la importancia y la influencia de la cultura en las sociedades.

La cultura, en su sentido más amplio, define nuestro modo de vida. Comprende las costumbres, tradiciones y valores de una sociedad —un sistema de reglas y hábitos que guían la convivencia y el comportamiento de las personas.

En este sentido, la cultura es el pegamento que mantiene unida a una sociedad. Como el pegamento —uno de los métodos más antiguos para mantener cosas unidas— la cultura ha cambiado y se ha desarrollado a lo largo de los siglos; pero su función sigue siendo la misma, que es mantener unida a la sociedad.

Hoy, que asistimos a un constante aumento del extremismo, a un cuestionamiento de la identidad común europea por parte de la ciudadanía que no tiene precedentes desde 1945 y a un declive de la solidaridad en Europa, ha llegado el momento de situar con decisión a la cultura y la política cultural en el centro de la agenda europea.

Uno de los principales retos a los que se enfrenta Europa es la llegada masiva de personas provenientes de culturas diferentes. Las personas llevan muchos siglos desplazándose por el continente, y esta movilidad ha enriquecido nuestras naciones. Para garantizar que la actual ola migratoria también sea un éxito y enriquezca tanto a nuestras sociedades como a los nuevos ciudadanos, necesitamos encauzarla en la dirección correcta.

La educación será clave, en particular el aprendizaje de la lengua del país de acogida, pues la integración solo es posible cuando se habla la lengua de la sociedad a la que uno desea incorporarse.

Ahora bien, también hemos de tener claros nuestros valores: defendemos con determinación la libertad de expresión y religión, pero no podemos aceptar que se haga de ellas un uso indebido. La demagogia, la propaganda y el autoritarismo no deberían tener cabida en nuestra sociedad, como tampoco la segregación religiosa.

La esencia de Europa reside en los valores de la Revolución Francesa —libertad, igualdad y fraternidad—, pero Europa también representa la tolerancia, la solidaridad y la humanidad.

Por desgracia, estos valores no son evidentes para todos y es necesario recordárselos a la gente, y exigirles que los respeten. Sin embargo, transformarse en una democracia antiliberal, imponiendo restricciones a los ciudadanos, es el planteamiento equivocado. En lugar de ello, tenemos que tener mucho más claro cuáles son nuestros valores y en qué consiste Europa.

No debemos olvidar que uno de los principales objetivos de la Unión Europea es «promover la paz, sus valores y el bienestar de sus pueblos» (artículo 3 del TUE).

El fomento de la cultura como pilar para la paz y la estabilidad debe ir de la mano de la libertad de expresión artística como derecho humano y del apoyo a iniciativas globales que protejan los derechos de los artistas.

Una cultura basada en la extraordinaria riqueza que genera la diversidad no puede sino contribuir a luchar contra las tendencias populistas y la propaganda cultural dirigida por el Estado, tender puentes entre los pueblos, derribar los muros que se alzan cada vez más a menudo, subsanar los prejuicios en boga y crear oportunidades para una cooperación y un diálogo más estrechos.

Desde un punto de vista más específico, la cultura abarca formas de expresión como la arquitectura, la pintura, la poesía, la música, la danza, los rituales, la religión, etc.

Europa posee un rico y variado patrimonio cultural —tan variado e impresionante como su historia. Se trata de un acervo que no podemos cansarnos de elogiar y del que debemos estar orgullosos. Gentes de todo el mundo nos envidian esta riqueza, hasta el punto de que otros países intentan reproducir sitios europeos de interés cultural, como China, que ha replicado no solo la pequeña ciudad austriaca de Hallstatt en su Condado de Boluo, sino también varios castillos europeos y la torre Eiffel.

Europa ha visto nacer a muchos grandes pensadores políticos, filósofos y científicos, que aún hoy siguen siendo figuras influyentes. Desde la antigüedad griega al imperio romano, al nuevo auge del Renacimiento o el período actual —Europa es sinónimo de cultura. Y es nuestra tarea apoyarla y servirnos de ella para que siga manteniendo su influencia.

Por ello, estoy encantado de que la UE haya decidido declarar 2018 Año Europeo del Patrimonio Cultural.

La cultura no es solo un motor de la identidad europea; también es un factor económico muy importante. El sector es de hecho la tercera fuente de empleo en la UE, por detrás de la construcción y el sector de las bebidas. Las industrias culturales y creativas son por naturaleza dinámicas e innovadoras, y su potencial de innovación puede beneficiar también a otros ámbitos de actividad.

Las industrias culturales y creativas (es decir, las industrias creativas puras y aquellas que dependen en gran medida de ellas) contribuyen en casi un 7 % al PIB europeo.

Europa no puede dar la espalda a estas industrias, y el Comité Económico y Social Europeo ya ha abordado esta cuestión en varios de sus dictámenes. De hecho, el CESE ha publicado recientemente un estudio (incluir enlace) en el que proponía cinco recomendaciones clave para los responsables políticos y los agentes culturales con objeto de impulsar estas industrias.

Entre otras cosas, el CESE aboga por una estrategia común en el ámbito de la cultura que permita preservar los sitios de interés cultural para el futuro, así como utilizarlos con fines comerciales, creando de este modo puestos de trabajo e ingresos para muchas personas.

La cultura es una fuerza que unifica y moviliza. Es un vehículo para el crecimiento económico, un medio para revitalizar las ciudades y regiones, una herramienta para la integración y la inclusión, y también un eficaz instrumento de «poder blando» en las relaciones exteriores.

Estoy convencido de que la cultura puede ofrecer muchas más claves que permitan a las personas acercarse a nuestra construcción única europea y convivir de forma pacífica y tolerante. Por ello, debe ocupar un puesto más importante en la agenda europea. ¡Es la cultura, estúpidos!

Para saber más:

Luca Jahier es el presidente del Comité Económico y Social Europeo (CESE)

 

Histórico de noticias
La nominación de Von der Leyen es una traición a la democracia

Es posible que Ursula von der Leyen, candidata a presidir la Comisión Europea, sea un nombre poco conocido en Europa, pero los alemanes están familiarizados...

Un siglo de Versalles

El tratado de Versalles, de cuya firma se cumple un centenario, "nos enseña dolorosamente una lección que mi padre ya me dio cuando era pequeño: 'Cuando...

El discurso del odio, incendio arrasador

El Secretario General de las Naciones Unidas,  Antonio Guterres , reflexiona en esta columna de opinión, exclusiva para EuroEFE en español, sobre el riesgo...

Europa debe declarar la emergencia climática

El director ejecutivo de Greenpeace en España, Mario Rodríguez, considera que "Europa debe declarar la emergencia climática" cuanto antes, convencido de que...

El colapso democrático está por llegar: ¿Cómo podemos evitarlo?

El gran debate nacional en Francia (2019), la legalización del aborto impulsada por la Asamblea ciudadana irlandesa (2019), la creación de una asamblea...

¿Otros cien años esperando la igualdad de género? Nos merecemos algo mejor.

En la última década hemos presenciado en toda Europa una reacción visible y organizada en contra de la igualdad de género y los derechos humanos, según...

“Telecoplamiento” y porque necesitamos una ruptura

Los consumidores tenemos "el poder de actuar y realizar acciones simples que ayuden a proteger nuestra tierra" aseguran el Secretario Ejecutivo de la...

¿Un "vicepresidente" de la UE "para la Democracia" y contra la "fake news"?

Bruselas (EA.com)/Madrid (EuroEFE). - Teniendo en cuenta el complejo puzzle que ha resultado de las elecciones europeas del domingo, el próximo presidente...

La responsabilidad de los líderes políticos

Las normas internacionales de derechos humanos, como el Plan de Acción de Rabat, exigen que los líderes políticos se abstengan de cualquier incitación al...

El futuro de Europa está en manos de sus ciudades y regiones

Cuando los ciudadanos vayan a votar entre el 23 y 26 de mayo en las elecciones europeas "para decidir el tipo de Europa que desean, la UE debe ofrecer algo...

Una Europa unida podrá impulsar una transición sostenible a escala mundial

La Unión Europea ha garantizado la paz durante los últimos setenta años , algo excepcional en la historia de Europa. Es nuestro deber preservarla y también...

El eslabón perdido de la integración europea

"Las elecciones europeas tendrán lugar el 26 de mayo y la situación de crisis permanente no invita al optimismo. Entre el riesgo de una abstención récord y...

Europa ha salvado a los bancos, ahora toca salvar a los ciudadanos

Europa ha salvado a los bancos, ahora toca salvar a los ciudadanos. La introducción de una renta mínima, garantizada por la UE, enviaría una señal concreta...

La necesaria normalización de las migraciones en la Unión Europea

Un fantasma recorre la UE: el fantasma del nacionalismo, del populismo, de la xenofobia… un fantasma que galopa a lomos de la ignorancia y el prejuicio. Un...

Un presupuesto europeo para España

A unos 120 días para las elecciones europeas, los representantes electos de los más de 500 millones de ciudadanos que conforman la Unión vamos cerrando los...

Por un consumo sostenible en Europa

El debate sobre el medio ambiente viene centrándose en gran medida, desde hace más de treinta años, en la cuestión del desarrollo sostenible. No obstante,...

Andalucía abre un escenario electoral aún más incierto en España

La irrupción de Vox en las elecciones andaluzas y la posibilidad de que se forme un bloque conservador que acabe con 40 años de Gobierno socialista en...

Un pacto europeo finanzas-clima

En uno de sus dictámenes recientes, el Comité Económico y Social Europeo (CESE) aporta su contribución al debate necesario sobre la lucha contra el cambio...

Constitución, clave para que una España al filo del abismo llegara a Europa

La Constitución fue clave para abrir Europa a una España pobre y convulsa, con una inflación del 30 % y al borde del abismo macroeconómico, al fijar el...

¡Es la cultura, estúpidos!

Hoy, que asistimos a un constante aumento del extremismo, a un cuestionamiento de la identidad común europea por parte de la ciudadanía que no tiene...

La protección civil requiere un compromiso mayor y más concreto por parte de la UE

La protección civil requiere un compromiso mayor de la Unión Europea (UE) para hacer frente a problemas como el cambio climático, según explica en una...

España a la vanguardia de la inversión social en Europa

España está a la vanguardia de la inversión social en Europa, afirma en una tribuna en exclusiva para EuroEFE Miguel Ángel Cabra de Luna, consejero del...

Migraciones y refugio: de las narrativas de hostilidad a las narrativas de hospitalidad

La inmigración está centrando gran parte de los debates que se están produciendo en el ámbito de la UE a pocos meses de las elecciones europeas, lo que...

El peso político de un partido se mide en Europa

Ante las próximas elecciones europeas, la UE necesita los mejores políticos para afrontar grandes retos como los populismos o nacionalismos, el terrorismo,...

Acepto Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, realizar análisis estadísticos sobre los hábitos de navegación de nuestros usuarios y facilitar la interacción con redes sociales. Si continua navegando consideramos que acepta el uso de cookies. Más información