Euroefe
 
Euractiv
Mediterráneo Volver a la sección

Europa mira al Mediterráneo y vincula la seguridad al desarrollo

FORO MEDITERRÁNEO | 24 de enero de 2017

El ministro de Asuntos Exteriores y Cooperación de España, Alfonso Dastis; la alta representante de Asuntos Exteriores y Política de Seguridad de la UE y vicepresidenta de la Comisión Europea, Federica Mogherini; el ministro de Asuntos Exteriores del Reino Hachemita de Jordania, Ayman Al Safadi, y el secretario general de la Unión por el Mediterráneo, Fathallah Sijilmassi (i-d), en Barcelona durante el segundo Foro Regional de la UpM el 23 de enero de 2017. EFE/Toni Albir

Barcelona (EuroEFE).- La Unión Europea mira hacia la orilla sur del Mediterráneo y acepta la premisa de que la seguridad en toda la región está vinculada al grado de desarrollo económico y social de los vecinos, con quienes quiere una mayor cooperación.

Ministros y altos cargos de Exteriores de los Veintiocho estados de la UE y de quince países de la ribera sur del "mare nostrum", que integran la Unión por el Mediterráneo (UpM), se reunieron este lunes en Barcelona para definir una hoja de ruta destinada a reforzar su colaboración.

Las migraciones por motivos económicos y por huir de guerras, la crisis de los refugiados, el enfrentamiento bélico en Siria y la inestabilidad en Libia son algunos factores que han llevado al Mediterráneo a ser "la zona más conflictiva del mundo", como reconoció la alta representante de Asuntos Exteriores y Política de Seguridad de la UE, Federica Mogherini.

Por eso, Europa quiere apoyar una mayor integración regional en la orilla sur y, a través de la UpM, coordinar proyectos que permitan el desarrollo, desde el empleo para los jóvenes y las mujeres a la extensión de las energías renovables y el agua.

Heredera de la Conferencia Euromediterránea creada en Barcelona en 1995, la UpM fue relanzada en 2008 por Francia y Egipto y ahora se ha fijado un plan para consolidar su capacidad de acción a través del diálogo político de sus gobiernos y de proyectos concretos de cooperación.

En estos años, 47 de esos proyectos han conseguido la "etiqueta" de la UpM que reconoce su calidad y pertinencia y ahora quiere poner el acento en la juventud, vista como factor de estabilidad y desarrollo en la orilla sur.

"Es una generación frustrada que busca empleo en una economía cambiante y, sin él, se genera un sentimiento de exclusión que hace vulnerables a los jóvenes y les hace caer en los extremismos", advirtió en el foro el comisario europeo de Vecindad y Ampliación, Johannes Hahn.

Una conclusión similar expuso el ministro de Exteriores de Jordania, Ayman al Safadi, para quien la amenaza de organizaciones como el Estado Islámico debe ser combatida.

"Es un enemigo común, un terrorismo que no representa a la religión y a la fe musulmana, que celebra la vida y el respeto al otro", según el ministro jordano.

Y el jefe de la diplomacia española, Alfonso Dastis, subrayó que "invertir en desarrollo es hacerlo en la paz y la estabilidad", al tiempo que ha pedido "responder a las causas de la migración y no sólo a sus consecuencias".

El Producto Interior Bruto medio en la Europa comunitaria es seis veces mayor que en los países de la orilla sur del Mediterráneo, donde todos coinciden que hay un potencial de integración, actualmente muy baja, ya que sólo el uno por ciento del comercio entre los 43 estados de la UpM tiene lugar entre los quince del sur.

La reunión de Barcelona dio espacio también a un conflicto histórico, el palestino-israelí, paralizado y sin perspectivas.

Federica Mogherini dijo que, con "fuertes vínculos" con ambas partes, Europa quiere estar al servicio de la comunidad internacional y favorecer el entendimiento entre judíos y palestinos.

El jordano Al Safadi hizo hincapié en que es necesario recuperar el proceso de paz que dé solución al conflicto palestino-israelí sobre la base, mayoritariamente aceptada, de la existencia de dos Estados.

El carácter informal de la reunión ministerial permitió intercambiar puntos de vista sobre otros temas, como el conflicto en Siria, donde la prioridad es proteger a la población civil mientras se hacen esfuerzos para impulsar una solución política duradera.

Por Jesús García Becerril

Mediterráneo

Acepto Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, realizar análisis estadísticos sobre los hábitos de navegación de nuestros usuarios y facilitar la interacción con redes sociales. Si continua navegando consideramos que acepta el uso de cookies.