Así está a día de hoy el proceso de ampliación en la UE

proceso de ampliación de la UE panorámica

Vista de la bandera de la Unión Europea ondeando junto a las de los países miembro en una imagen de archivo. EFE/EPA/PATRICK SEEGER

Bruselas (EuroEFE).- Con la recomendación que hizo este viernes la Comisión Europea (CE) para concederles a Ucrania y Moldavia el estatus de país candidato, con condiciones, tres meses después de solicitar su ingreso, se suman a la lista de países que aspiran a formar parte de la Unión Europea (UE).

Tras la ampliación al este en 2004 y 2007, la UE no tiene apetito real para incorporar a nuevos miembros y la última cumbre con los Balcanes Occidentales terminó el año pasado sin un calendario concreto para su adhesión.

El presidente francés, Emmanuel Macron, ha propuesto crear una comunidad política europea con los países del continente que comparten los valores de la UE pero no pueden esperar una rápida ampliación, una idea que va abriéndose paso en Bruselas y que discutirán los líderes europeos en la cumbre de la semana que viene.

Así está a día de hoy el proceso de ampliación, una negociación política con la UE que sigue ritmos distintos en función del país del que se trate.

SERBIA

Serbia solicitó el ingreso para entrar en la UE en 2009 y obtuvo el estatus de país candidato en 2010.

Las negociaciones de adhesión comenzaron en 2012 y hasta la fecha, se han abierto 22 de los 35 capítulos que conforman las conversaciones. Bruselas y Belgrado han cerrado dos de ellos de forma provisional, los relativos a la política de Educación y de Investigación.

La normalización de las relaciones con Kosovo, que declaró la independencia de Serbia en 2008 de forma unilateral, es el principal obstáculo para que el país pueda convertirse en un Estado miembro de la UE y de momento no ha habido grandes avances en el diálogo que Bruselas promueve entre ambos desde 2011.

La invasión de Rusia contra Ucrania ha alejado aún más a Serbia de la UE, ya que su Gobierno favorable al Kremlin se niega a adoptar las sanciones europeas contra Moscú.

MONTENEGRO

Montenegro presentó la candidatura en 2008 y recibió el estatus de país candidato en 2010.

Las negociaciones de adhesión comenzaron en 2012 y a día de hoy se han abierto 33 capítulos y se han cerrado tres de forma provisional, los relativos a la Política Exterior y de Defensa y a los ámbitos de Educación e Investigación.

MACEDONIA DEL NORTE Y ALBANIA

Macedonia del Norte presentó su solicitud en 2004 y en 2005 obtuvo el estatus de país candidato.

Albania, por su parte, solicitó el ingreso en 2009 y tuvo que esperar hasta 2014 para convertirse en país candidato.

Ninguno de los dos países ha iniciado aún las negociaciones de adhesión con la UE, pese a que la CE presentó un informe en 2020 asegurando que cumplen las condiciones.

La decisión para iniciarlas deben tomarla por unanimidad los países de la UE y Bulgaria veta el proceso con Macedonia del Norte hasta que no reconozca que ambos países tienen una historia, una identidad y una lengua común.

Como fórmula para presionar a Sofía a que retire su veto, el resto de países de la UE ha optado por unir el destino de Albania al de Macedonia del Norte, aunque según fuentes diplomáticas, la guerra de Ucrania podría convencer a los líderes europeos a separar ambos procesos en la cumbre de la semana que viene.

Las mismas fuentes tampoco descartan que a causa de la guerra, Bulgaria acabe aceptando abrir negociaciones con Macedonia del Norte.

BOSNIA Y HERZEGOVINA

Bosnia y Herzegovina pidió entrar en la UE en 2016 pero aún no ha recibido el estatus de país candidato porque Bruselas le obliga a cumplir 14 condiciones relativas al respeto a los valores democráticos, los derechos fundamentales y el Estado de Derecho y al buen funcionamiento de la administración pública.

En un país donde los Acuerdos de Dayton de 1995 pusieron fin a la guerra pero no han conseguido evitar las tensiones entre musulmanes, serbobosnios y bosniocroatas, la crisis política ha aumentado en el último año por las amenazas secesionistas del líder de la República Srpska, Milorad Dodik.

KOSOVO

Kosovo no ha pedido ingresar en la UE, a sabiendas de que España, Grecia, Chipre, Eslovaquia y Rumanía no reconocen su independencia unilateral de Serbia.

TURQUÍA

Turquía es el país con el proceso de adhesión más largo, pues solicitó su ingreso en 1987 a la entonces Comunidad Económica Europea y obtuvo el estatus de país candidato en 1999.

Las negociaciones de adhesión no se iniciaron hasta 2005 y hasta la fecha se han abierto 16 capítulos y se ha cerrado uno, el relativo a Ciencia y Tecnología.

Sin embargo, las conversaciones están congeladas desde 2018, tras años de desencuentros con la UE por la crisis de refugiados en 2015, las tensiones con Grecia por el control de las aguas territoriales o el papel de Ankara en la guerra de Siria.

No obstante, el principal escollo para su adhesión es que no reconoce a Chipre, un Estado miembro de la UE con quien no mantiene relaciones desde 1974, cuando las tropas turcas invadieron el norte de la isla.

GEORGIA

Georgia presentó su adhesión en 2022, pero la Comisión Europea le exige reformas para superar la crisis política antes de concederle el estatus de país candidato.

ISLANDIA

Islandia retiró en 2016 la candidatura que había presentado en 2009, a raíz, sobre todo, de los desencuentros sobre las cuotas de pesca.

Aun así, el país forma parte del Espacio Económico Europeo y de la zona Schengen.

Editado por Sandra Municio