La UE refuerza su mecanismo de protección civil contra desastres

incendios

Un avión participa en un operativo de extinción de incendios cerca de Pamplona, en una imagen de archivo. [EFE-EPA]

Bruselas (EuroEFE).- El Consejo de la Unión Europea (UE) actualizó este lunes las reglas que rigen el mecanismo europeo de protección civil para responder ante desastres naturales y provocados por los seres humanos, incluidas las pandemias, de forma que la Comisión Europea (CE) tendrá más capacidad de reacción.

Las nuevas reglas, que buscan cubrir los huecos que existían en áreas como el transporte o la logística, permitirán que en caso de urgencia el Ejecutivo comunitario pueda adquirir más capacidades a través del mecanismo RescUE, que en 2020 se activó 102 veces y brindó ayuda a 77 países de todo el mundo, señaló el Consejo en un comunicado.

La Eurocámara aprueba reforzar el mecanismo de la UE de protección civil en emergencias

Bruselas (EuroEFE).- El Parlamento Europeo (PE) aprobó este martes la reforma del Mecanismo de Protección Civil de la Unión Europea (UE), con la que se refuerza la prevención, preparación y respuesta ante emergencias, con la base de lo aprendido durante la …

“La pandemia de COVID-19 ha puesto a prueba su funcionamiento y nos ha demostrado que tenemos que ir más allá. Con la triplicación del presupuesto y las nuevas reglas estaremos mejor preparados para predecir y responder a crisis futuras, cualquiera que sea su naturaleza”, declaró el ministro del Interior de Portugal, Eduardo Cabrita, cuyo país ejerce este semestre la presidencia de turno del Consejo.

Las capacidades adicionales del mecanismo de protección civil, incluidas las que albergan los Estados miembros, se financiarán íntegramente con cargo al presupuesto comunitario, con un total de fondos de 1.263 millones de euros para el período 2021-2027.

El mecanismo de protección civil de la UE se estableció por primera vez en 2001 con el propósito de fomentar la cooperación entre las autoridades nacionales de protección civil, aumentar la conciencia pública y la preparación para desastres y permitir una asistencia rápida, eficaz y coordinada a las poblaciones afectadas.