Borrell abre la puerta a más sanciones por la espiral represiva de Ortega

Fotografía de archivo fechada el 21 de febrero de 2020 que muestra al presidente de Nicaragua, Daniel Ortega EFE/ Jorge Torres ARCHIVO

Estrasburgo (Francia) (EuroEFE).- El alto representante de la Unión Europea para la Política Exterior, Josep Borrell, abrió la puerta este martes a la posibilidad de que la UE imponga nuevas sanciones al régimen del presidente nicaragüense, Daniel Ortega, por su “espiral represiva”.

“En los próximos días plantearemos al Consejo (de la UE, a los Estados miembros) la posibilidad de tomar medidas restrictivas al estilo de las que se han tomado ya en el pasado”, dijo Borrell durante un debate en el pleno del Parlamento Europeo sobre la situación en Nicaragua.

El jefe de la diplomacia comunitaria se inclinó por que esas nuevas sanciones “no afecten a los ciudadanos” y sirvan para hacer “toda la presión política que seamos capaces de hacer, con los medios a nuestro alcance y en colaboración con Estados Unidos, con la Organización de Estados Americanos y con todos los países que compartan la misma preocupación”.

En mayo de 2020, la UE sancionó a dos asesores de Ortega y cuatro jefes policiales por “graves violaciones de derechos humanos” desde el estallido social contra el presidente en 2018, al congelarles sus activos en Europa y prohibirles viajar a territorio comunitario.

Para Borrell, el marco legal que permite a la UE sancionar a responsables nicaragüenses “previsiblemente, tendrá de nuevo que ser utilizado”.

ESPIRAL DE REPRESIÓN

El político español dejó claro que Nicaragua “ha entrado en una espiral represiva” mientras se encamina a unas elecciones presidenciales y parlamentarias en menos de cinco meses, previstas para el próximo 7 de noviembre.

“Recientemente hemos sido testigos de una reforma electoral sesgada y parcial, además de leyes restrictivas que son completamente incompatibles con un proceso electoral que reúna garantías democráticas”, consideró.

Además, recalcó que las detenciones de destacados líderes de la oposición son “sistemáticas”.

La Policía de Nicaragua informó este martes que el líder campesino Medardo Mairena, el sexto aspirante a la Presidencia de Nicaragua que fue capturado en el contexto de la reciente ola de arrestos contra opositores, es investigado por “realizar actos que menoscaban la independencia, la soberanía y la autodeterminación”.

Borrell recordó que, a estas detenciones, “se suma la cancelación de la personalidad jurídica de partidos políticos, investigaciones y continuos ataques contra organizaciones civiles, acoso a periodistas o la confiscación de medios de comunicación”.

A su juicio, el régimen de Ortega “ha conseguido sembrar un clima de miedo y desánimo en la población” con la que la UE quiere mantener el contacto a través de instrumentos vigentes como el acuerdo de asociación que mantiene con Nicaragua y que en el debate varios eurodiputados pidieron suspender.

Eurodiputados condenan la detención de opositores en Nicaragua y piden liberarlos

Bruselas (EuroEFE).- El presidente de la comisión de Exteriores de la Eurocámara, David McAllister, y su homóloga de la delegación para las relaciones con Centroamérica, Tilly Metz, condenaron este martes la detención de los líderes opositores en Nicaragua, cuatro de …

EURODIPUTADOS PIDEN MÁS SANCIONES

La gran mayoría de los eurodiputados que intervinieron en el debate pidieron tomar más medidas contra el régimen de Ortega, como el conservador Leopoldo López Gil, quien reclamó “acciones inmediatas” dado que el mandatario quiere “mantenerse en el poder de manera permanente en contra de la voluntad del pueblo nicaragüense”.

“Las elecciones no serán libres ni democráticas”, aseguró el socialista Javi López, quien instó a “ampliar el régimen de sanciones” y “poner como horizonte una verdadera reforma electoral”.

La liberal Soraya Rodríguez fue más allá y no solo pidió a la UE más sanciones sino enfocarse en poner fin al “tinglado de corrupción económica” en Nicaragua y sancionar al propio Ortega y a su “negocio familiar”.

El eurodiputado de extrema derecha Hermann Tertsch dijo que en Nicaragua se sigue “el mismo guion que en Venezuela”, mientras que Manu Pineda, de Izquierda Unida, lamentó que se persiga a uno de los países de la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América (ALBA).

Por parte de los Verdes, Jordi Solé alertó de la “escalada represiva” y afirmó que la UE “debe reaccionar con nuevas sanciones”.

“Es muy importante que articulemos una respuesta basada al mismo tiempo en la voluntad de diálogo, pero también en la presión política, a través de todos los instrumentos a nuestro alcance”, concluyó Borrell, que el próximo lunes participará en un Consejo de ministros de Exteriores de la UE.

Y agregó que cree que “la situación ha llegado a un extremo tal, que los Estados miembros sin duda tendrán estudiar acciones más concretas”.

La Eurocámara tiene previsto votar una resolución sobre la situación en Nicaragua el próximo jueves.

Editado por Virginia Hebrero