Hacen falta “audacia e innovación” para “reconstruir” las relaciones comerciales tras la pandemia

Un manipulador de contenedores trabajando en el puerto de Valencia. EFE/Kai Försterling/Archivo

Barcelona (EuroEFE).- El presidente del Banco Europeo de Inversiones (BEI), Werner Hoyer, ha instado este jueves a apostar por la “audacia e innovación” para “reconstruir” las relaciones comerciales tras su freno por la crisis de la covid-19.

Hoyer ha participado en la presentación de un foro sobre comercio e inversión de la Unión por el Mediterráneo (UpM) en la que también han tomado la palabra el secretario general de esta organización, Nasser Kamel; el comisario europeo de Vecindad y Ampliación, Olivér Várhelyi; el presidente de la Comisión de Inversiones de Jordania, Khalid Wazani; y el ministro federal de Cooperación Económica y Desarrollo de Alemania, Gerd Müller.

“Necesitamos reconstruir, sí, pero reconstruir mejor: necesitamos comercio e inversiones audaces e innovadoras para lograr un crecimiento inclusivo, resistente y sostenible”, ha defendido Hoyer.

 

Ha pedido afrontar desde la “unidad” los desafíos presentados por la covid -“esta crisis es el reto de nuestra vida”, ha dicho- y ha animado a hacer del mundo en general y de los negocios en particular “un lugar más sostenible”.

También ha alertado sobre los riesgos de caminar hacia un mayor “proteccionismo”, una vía que, a su juicio, ha mostrado sus “debilidades” durante la actual crisis.

Várhelyi, por su parte, ha recordado que la vinculación entre Europa y los países del sur del Mediterráneo se explica por su “proximidad geográfica, pero también por vínculos culturales y comerciales”.

Ha llamado asimismo a “fortalecer la resiliencia y construir juntos la recuperación”.

 

Müller ha abogado por facilitar “un buen clima para las inversiones privadas”, dado que hay que hacer frente a “muchos desafíos” compartidos entre los actores de ambos lados del Mediterráneo.

Wazani ha señalado que “todas y cada una de las crisis tienen desafíos, pero también crean oportunidades”, por lo que ha animado a hacer las “inversiones adecuadas” para lograr crear nuevos puestos de trabajo.

Kamel ha puesto el acento sobre la necesidad de acometer “esfuerzos intragubernamentales” para asegurar una correcta recuperación de la pandemia, y ha reclamado una “respuesta regional” ante las actuales amenazas y los cambios que se avecinan.

Digitalización e infraestructuras, claves para mayor cooperación mediterránea

Facilitar formas de financiación, invertir en recursos humanos, apostar por acelerar la digitalización y mejorar las infraestructuras son cuatro de las claves para mejorar la cooperación entre los países de ambos lados del Mediterráneo.

Esta es una de las principales conclusiones a la que ha llegado el foro sobre comercio e inversión de la UpM.

En la jornada han participado la ministra de Comercio e Industria de Egipto, Nevine Gamea; el comisionado de la Unión Africana para el Comercio y la Industria, Albert M. Muchanga; la directora comercial de Textile Harmony Group de Marruecos, Meryem Berrada Rkhami; el director de Asuntos Multilaterales, Estrategia, Análisis y Evaluación de DG Comercio, Ignacio Bercero; y el cofundador de AfricInvest, Azizi Mebarek.

“Una mayor digitalización significaría dar un paso de gigante” en las relaciones comerciales entre la Unión Europea y el norte de África, ha defendido Rkhami.

Muchanga se ha mostrado de acuerdo, aunque ha subrayado la necesidad de que se invierta más en infraestructuras en la región mediterránea, al tiempo que ha avisado de que no resolver la “crisis de la deuda” dificultará que el comercio pueda retomar el pulso tras la emergencia de la COVID-19.

Bercero, a su turno, ha animado a no aplicar las políticas solo de “arriba hacia abajo” -es decir, no imponerlas desde las administraciones- sino que ha animado a implicar también “a todo el sector privado y a la sociedad civil” en su diseño.

Gamea ha señalado por su parte la importancia de que haya profesionales cualificados que hagan de puente entre los países europeos y los del norte de África para facilitar la fluidez de los negocios.

Editado por Miriam Burgués