Borrell cree que la suspensión de remesas desde Estados Unidos influye en las protestas en Cuba

Un hombre camina por una calle con cubetas de huevos el 13 de julio del 2021, en La Habana. EFE/Yander Zamora

Bruselas (EuroEFE).- El alto representante de la Unión Europea (UE) para la Política Exterior, Josep Borrell, afirmó este miércoles que la decisión del expresidente estadounidense Donald Trump de suspender las remesas de familias cubanas influye en la situación por la que han estallado protestas en la isla.

“Si queremos ser sinceros y queremos saber las cosas como son, esta situación que se ha ido empeorando dramáticamente en los últimos meses, también tiene que ver con decisiones que tomó el señor Trump en los últimos días de su mandato”, indicó Borrell en una comparecencia rutinaria ante la Comisión de Asuntos Exteriores del Parlamento Europeo.

En concreto, se refirió a la medida de “prohibir que las familias en Miami mandaran, como venían haciendo desde años, transferencias a sus familias en Cuba”.

“Eso significa cortar, de la noche a la mañana, muchos recursos que recibían las familias cubanas, por una decisión de la Administración americana saliente tomada en los últimos días de su mandato”, apuntó.

Para el alto representante comunitario, “eso también tiene una influencia.

Señaló que en la isla “la situación es dramática, carecen en este momento de jeringuillas, medicinas, de combustible”.

“Nunca ha sido fácil, pero en este momento es más difícil y es natural que haya momentos en los que la situación social y económica tan tensa provoque movimientos de protesta”, opinó.

Borrell afirmó que “en Cuba hay problemas políticos, pero también hay problemas derivados de decisiones políticas tomadas por otros que afectan dramáticamente a la población y que yo ciertamente no apoyo”.

Además recordó que la UE, “todos los años, en las Naciones Unidas, pide que se levante el bloqueo estadounidense a Cuba”, y aseguró que volverá a ser el caso en la próxima Asamblea General de la organización en septiembre.

En cambio, lamentó que, “en vez de suspenderlo, el señor Trump, antes de irse, decidió suspender la posibilidad de enviar remesas familiares a Cuba”.

“¿Esto no tiene algo que ver también con que la situación económica empeore? Pues claro”, agregó.

Borrell recordó que el pasado día 12 aludió a la situación en Cuba durante un Consejo de ministros de Exteriores de la UE, y que a continuación instó al Gobierno cubano a “permitir el ejercicio de los derechos fundamentales de los ciudadanos, la libre manifestación y la pacífica demostración”.

La UE pide a Cuba liberar a opositores y periodistas detenidos en protestas

Bruselas (EuroEFE).- La Unión Europea (UE) instó a las autoridades de Cuba a liberar “inmediatamente” a los ciudadanos arrestados en las protestas del domingo así como a los periodistas, cuya detención consideró “inaceptable”.
“Estamos al tanto de las informaciones no solo …

 

También a que “atendiera sus quejas, que atendiera sus problemas, y que no hubiera una represión violenta”.

Borrell aseguró que la UE está siguiendo la situación y argumentó que “todo no se resuelve a través de megáfonos, o haciendo comunicados”, ya que “hay mucho trabajo que se hace, y se hace mejor, a través de los contactos personales”.

Las protestas en Cuba comenzaron el pasado domingo con gritos de “libertad” en las calles, tras lo que el Gobierno del país cortó internet, reforzó el control policial y acusó a Estados Unidos de financiar el estallido social.

CONDENA A LA REPRESIÓN

Por su parte, el presidente de la comisión de Asuntos Exteriores del Parlamento Europeo, David McAllister, condenó este miércoles “en los más firmes términos” la represión de las protestas pacíficas en Cuba y expresó su preocupación por la situación de los derechos humanos en el país.

“Condeno el llamamiento del presidente cubano, Miguel Díaz-Canel, a sus seguidores a combatir a los manifestantes”, afirmó McAllister en un comunicado.

Según dijo, esas acciones “solo deterioran e incrementan la violencia” además de “reducir la posibilidad de implicarse en un diálogo pacífico”.

 

“La dictadura cubana es la más duradera en América Latina y el Caribe (…). La falta de libertades, la negativa constante del pluralismo político y las violaciones sistemáticas de los derechos humanos se combinan con un modelo económico que causa escasez crónica de alimentos, medicinas y otros servicios básicos”, indicó el diputado conservador alemán.

Consideró que, en ese contexto, “la pobre gestión de la crisis sanitaria de la COVID-19 ha acentuado el descontento político y social en la isla”.

“Protestar es una parte integral del derecho humano a reunirse y asociarse libremente, que es la piedra angular de la democracia”, señaló.

“Por ello, las acciones emprendidas por las autoridades cubanas para evitar las protestas a través de la violencia y detenciones arbitrarias tienen que terminar”, manifestó McAllister.

Editado por Miriam Burgués