La UE nombra a su exembajadora en Venezuela como representante en Cuba

La exjefa de la delegación de la Unión Europea en Venezuela Isabel Brilhante. EFE/Cristian Hernández/Archivo

Bruselas (EuroEFE).- El alto representante de la Unión Europea para la Política Exterior, Josep Borrell, nombró a la portuguesa Isabel Brilhante Pedrosa como su nueva jefa de la Delegación de la UE en Cuba, en sustitución del español Alberto Navarro, informó a Efe una portavoz de Asuntos Exteriores y Política de Seguridad de la UE.

Brilhante Pedrosa, que hasta febrero se desempeñó como embajadora de la UE en Venezuela antes de ser expulsada por el régimen de Nicolás Maduro en reacción a las sanciones del bloque, “no comenzará oficialmente su nuevo trabajo hasta el 1 de septiembre, ya que está previsto que el mandato del actual embajador, Alberto Navarro, finalice el 31 de agosto tras cuatro años en el cargo”, indicó la portavoz.

Navarro concluye así su mandato completo en la isla caribeña pese a los “errores” que, según Borrell, cometió al firmar la pasada primavera una carta junto a 790 personas pidiendo al presidente de Estados Unidos, Joe Biden, que levantase el embargo a Cuba, tras asegurar que no existe una dictadura en ese país.

Borrell permite al embajador de la UE en Cuba terminar su mandato pese a polémica

Bruselas (EuroEFE).- El alto representante para la Política Exterior de la Unión Europea (UE), Josep Borrell, ha permitido al embajador comunitario en Cuba, Alberto Navarro, terminar su mandato el próximo verano, como estaba previsto, pese a reconocer que cometió “errores” …

El nombramiento de Brilhante Pedrosa llega en un momento convulso en Cuba, con protestas que comenzaron el pasado domingo con gritos de “libertad” en las calles, tras lo que el Gobierno del país cortó internet, reforzó el control policial y acusó a Estados Unidos de financiar el estallido social.

Su nombramiento se confirmó este miércoles, pero no se anunció, ya que probablemente se agrupará junto con otros nuevos nombramientos de la rotación de septiembre.

El pasado 2 de julio Bruselas anunció el nombramiento por parte de Borrell de diecinueve nuevos jefes de delegación de la UE, que también asumirán sus funciones a partir del 1 de septiembre.

Entre esos nombramientos figuraban dos españoles: Amador Sánchez Rico fue nombrado como jefe de la Delegación de la UE en Argentina y Javier García De Viedma, que ejercerá las mismas funciones en Paraguay.

EURODIPUTADOS PIDEN DIÁLOGO

Por otro lado, los eurodiputados de la Comisión de Asuntos Exteriores del Parlamento Europeo (AFET) instaron este jueves al Servicio Europeo de Acción Exterior (SEAE) que establezca un diálogo político, en el marco del Acuerdo de Cooperación UE-Cuba, con las autoridades cubanas para pedir que permitan las manifestaciones pacíficas y que acaben con las “detenciones arbitrarias”.

La Comisión de Exteriores “apoya una transición pacífica y democrática, en la que todos los cubanos puedan decidir sobre su futuro político sin injerencias exteriores”, sentenció la vicepresidenta del AFET, la eurodiputada croata Željana Zovko, en un debate entre los eurodiputados del comité y el Director Adjunto de Gestión para las Américas en el SEAE, Javier González Niño.

El objetivo del SEAE, aseguró González Niño, es “comunicar al gobierno cubano nuestra preocupación y descontento con algunas situaciones que se han producido”.

En ese sentido, el diplomático determinó que “lo principal en estos momentos” pasa por evitar cualquier tipo de violencia de ambos lados, así como la represión por parte del gobierno, de manera que no se entre en una “dinámica de revolucionarios contra enemigos”.

En cuanto al asunto del diálogo con el Gobierno cubano, el presidente de la Delegación en la Asamblea Parlamentaria Euro-Latinoamericana, el socialista Javi López, lamentó el hecho de no tener una plataforma para poder hablar con las autoridades cubanas, lo que consideró “muy relevante” para aumentar la influencia de la UE.

Por su parte, Francisco José Millán Mon, del Partido Popular, señaló que la UE ha de dar una “clara señal de apoyo y compromiso” con los que quieren liderar una transición pacífica, a lo que añadió que, en este asunto, “no puede haber neutralidad”.

En ese sentido, González Niño subrayó que el “mejor enfoque” para tratar con Cuba es establecer un diálogo político, lo que, recordó, no es solo el enfoque de la UE, sino de la mayor parte de la comunidad internacional.

Sobre este asunto, la mayoría de eurodiputados, como el socialista Ignacio Sánchez Amor, o el de Esquerra Republicana, Jordi Solé, defendieron que el acuerdo de diálogo político UE-Cuba “sigue siendo una forma adecuada de dirigir esta situación”.

“Debemos utilizar los mecanismos de este acuerdo para facilitar las reformas y la apertura en cuanto a derechos y libertades”, sostuvo Solé, mientras que Sánchez Amor también apuntó al embargo del gobierno estadounidense a las relaciones comerciales con Cuba como una de las causas del clima de tensión en la isla.

Así, González Niño recordó que los Veintisiete remiten anualmente “declaraciones inequívocas y sistemáticas” de condena del embargo, lo que, defendió, no niega las “carencias” que existen en el campo de los derechos humanos.

El representante del cuerpo diplomático de la Unión enfatizó que el objetivo es establecer un “diálogo franco y constructivo” con las autoridades cubanas, en el que plantearán la necesidad de que no se vuelvan a repetir este tipo de hechos, que se trabaje más por el derecho a la manifestación pacífica y por las reformas económicas necesarias, así como que se trabaje en los derechos civiles y políticos, “como siempre hace el Alto Representante, Josep Borrell, cuando habla de Cuba”.

Editado por Miriam Burgués