El OIEA, muy preocupado por la “tensión” entre invasores rusos y técnicos de la central de Chérnobil

Grossi

Rafael Grossi, director del Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA), en una imagen de archivo.

Lisboa (Lusa)/Madrid (EuroEFE) .- La central nuclear ucraniana de Chernóbil ha tenido  problemas intermitentes de suministro eléctrico, que han sido solventados, pero que si se repiten podrían afectar a la refrigeración del reactor, al tiempo que es tangible la tensión entre los técnicos que velan por la seguridad del reactor y los ocupantes rusos, según ha declarado Rafael Grossi, director del Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA).

En una entrevista concedida a la agencia de noticias portuguesa Lusa, Grossi aseguró que, una vez restablecida la energía en la antigua central nuclear el pasado domingo, se han vuelto a producir problemas, aunque intermitentes, y la mayoría de ellos han quedado solventados, según informó este martes el organismo internacional:.

«La reparación mayor [de la interconexión eléctrica] se hizo, pero luego se encontraron algunos problemas con la estabilidad de la corriente”, que quedaron solventados este martes (…), comentó el argentino.

«Los cortes de energía ocasionales en Chernóbil y [en la otra central ocupada,] Zaporiya, suponen un problema importante porque las instalaciones tienen que ser refrigeradas» o los reactores podrían sobrecalentarse, provocando un posible accidente nuclear, advirtió.

Ucrania dispone de 15 reactores nucleares, y la mayor central  de Europa, Zaporiya fue afectada por los combates entre las fuerzas rusas y ucranianas.

Además de los reactores repartidos en varias plantas, Ucrania tiene importantes vertederos de residuos radiactivos, que «también podrían ser objetivos nucleares» en la situación actual, explicó el director del OIEA.

«Eso nos preocupa mucho”, agregó.

Miedo nuclear en Europa con una Rusia agresiva y un millón de ucranianos a la fuga

Redacción Internacional (EuroEFE).- El miedo a que la invasión de Ucrania se convierta en una guerra nuclear, bien por el uso de este tipo de armas, o bien por un accidente causado por ataques militares, como el sufrido en la …

TENSIÓN CON LAS FUERZAS OCUPANTES RUSAS

Otra preocupación para el OIEA es la «tensión» tangible entre los técnicos ucranianos de Chernóbil y Zaporiya y las fuerzas rusas que ocuparon las centrales.

«Hay dos instalaciones nucleares bajo ocupación militar de las fuerzas rusas. También sabemos que estas instalaciones están bajo el control operativo de los ucranianos, pero en (condiciones) muy tensas y duras», afirmó. El director del OIEA recordó que los técnicos que deben velar por la seguridad de ambas centrales nucleares “tienen que trabajar bajo una ocupación armada».

«Soy muy consciente de la fragilidad (que eso supone). Tenemos a los expertos técnicos ucranianos, a los militares… esta interacción es muy volátil. Siempre puede degradarse y acabar en un enfrentamiento. Estoy muy preocupado. No es una situación normal. Es contraria a todos los principios del buen trabajo técnico y científico», subrayó.

Los generadores de Chernóbil tienen reserva para 48 horas, pero no es "crítico" para la seguridad

Redacción Internacional (EuroEFE).- Los generadores de electricidad que abastecen a la central nuclear de Chernóbil tienen una capacidad de reserva de unas 48 horas y, transcurrido ese tiempo, sus sistemas de enfriamiento se pararán, advirtió este miércoles el ministro de …

ANGUSTIA PSICOLÓGICA DE LOS TÉCNICOS

Grossi, que intenta mediar para lograr un acuerdo entre rusos y ucranianos que no ponga en peligro la seguridad de las instalaciones nucleares, también expresó su alarma por la falta de rotación de los técnicos de las centrales, cuyo delicado trabajo se realiza en condiciones de «nerviosismo y angustia psicológica».

El director del OIEA trató ese tema la semana pasada en Turquía con los ministros de Asuntos Exteriores de Rusia y Ucrania, Sergei Lavrov y Dmytro Kuleba, respectivamente.

También tiene previsto involucrar a expertos de la empresa nuclear estatal rusa, Rosatom, que tiene cierta influencia en las actividades del sector en el país y ahora en Ucrania.

Según Grossi, el OIEA tiene actualmente un «nivel aceptable de vigilancia» de las centrales nucleares ucranianas, aunque ha detectado un aumento de la radiación en Chernóbil en los primeros días del conflicto, cuando las fuerzas rusas invadieron la planta.

Este aumento, explicó, se debió a la circulación de vehículos blindados rusos por un suelo aún muy contaminado.

El responsable de la agencia de la ONU también advirtió de la posibilidad de que se repitan los graves incidentes en las centrales bajo ocupación rusa, si se amplían los bombardeos de Moscú a la región occidental de Ucrania, donde hay otras centrales nucleares, ente ellas Konstantinovk.

La UE pide parar los ataques indiscriminados que hagan peligrar seguridad nuclear

Bruselas (EuroEFE).- La Unión Europea pidió este viernes que no se ponga en peligro la seguridad nuclear con ataques «indiscriminados», como el perpetrado anoche por Rusia en la central ucraniana de Zaporiyia, la mayor de Europa, ya que tendría efectos …

Editado por F.Heller