El presidente de Kazajistán ordena «disparar a matar» y la UE pide proteger a la población civil

El presidente de Kazajistán ordena «disparar a matar» y la UE pide proteger a la población civil

Policías antidisturbios vigilan una calle durante las manifestaciones por la subida de los precios de la energía en Almaty, Kazajistán. EFE/STREFE/EPA/STR [EFE-EPA]

Nur-Sultán (Kazajistán) / Moscú / Bruselas/ Naciones Unidas (EuroEFE).- El presidente de Kazajistán, Kasim-Yomart Tokáyev, afirmó este viernes, durante un discurso a la nación, que ha dado la orden expresa de «disparar a matar», sin previo aviso, contra los manifestantes que vienen ocasionando graves disturbios en los últimos días, a los que calificó de «bandidos», si ofrecen resistencia a las autoridades. El jefe de la diplomacia de la Unión Europea (UE), Josep Borrell, pidió que se garanticen los derechos y la seguridad de la población civil, un llamamiento al que se sumaron Bruselas y París.

«Di la orden a los órganos de la policía y el Ejército de disparar a matar sin previo aviso», dijo el presidente, al alertar de que no dialogará «con bandidos armados y preparados, tanto locales como extranjeros».

El mandatario señaló que «los terroristas continúan dañando la propiedad estatal y privada» y «utilizan sus armas en contra de los ciudadanos».

«Desde el extranjero se escuchan llamados a las partes para llevar a cabo conversaciones con el fin de una solución pacífica. ¡Qué tontería! ¿Cómo se puede dialogar con criminales y asesinos?», argumentó.

PREOCUPACIÓN DE LA UE

Mientras tanto, el jefe de la diplomacia de la Unión Europea, Josep Borrell, expresó vía twitter la profunda preocupación del bloque por los acontecimientos violentos en ese país, e instó a garantizar la seguridad e integridad de la población civil. «La asistencia militar externa (por Rusia) evoca recuerdos de situaciones que hay que evitar», comentó.

VON DER LEYEN Y MACRON PIDEN CONTENCIÓN

Por otro lado, la presidenta de la Comisión Europea, Ursula Von der Leyen, y el presidente de Francia, Emmanuel Macron, hicieron este viernes un llamamiento conjunto al fin de la violencia en Kazajistán y dijeron que están dispuestos a movilizarse para aportar su ayuda.

«Los derechos y la seguridad de los ciudadanos son primordiales y deben garantizarse. Llamo al cese de la violencia y a la retención», dijo Von der Leyen en una conferencia de prensa con el mandatario galo, donde subrayó que la UE está preparada para «ayudar».

Macron se expresó en esa misma línea: «Estamos a la vez preocupados y extremadamente vigilantes. Hemos instado a la desescalada. Estamos también dispuestos a movilizarnos para ser activos en este contexto profundamente nuevo», dijo.

LA ONU PIDE RESPETO A LOS DERECHOS HUMANOS

Por su parte, la ONU llamó a todas las partes de la crisis en Kazajistán a respetar los derechos humanos y evitar la violencia.

«En cualquier situación, es claramente necesario respetar los derechos humanos y los estándares internacionales cuando se restablece el orden público», dijo el portavoz de Naciones Unidas Stéphane Dujarric preguntado por esas palabras de Tokáyev.

Dujarric reiteró también al mensaje que la víspera trasladó a las autoridades kazajas la alta comisionada para los Derechos Humanos de la ONU, Michelle Bachelet, señalando que el uso de fuerza letal solo puede emplearse como último recurso y en casos en los que hay un peligro inmediato de muerte o herida grave.

El portavoz de Naciones Unidas, como viene haciendo en los últimos días, volvió a llamar a todas las partes a la contención y a evitar la violencia.

«La gente que se manifiesta debe hacerlo pacíficamente. Matar a agentes de la Policía y a otros es inaceptable, como también lo es matar a manifestantes», recalcó.

LA OTAN INSTA PONER FIN A LA VIOLENCIA

Por otra parte, el secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, instó al fin de la violencia en Kazajistán tras casi una semana de protestas que han costado la vida a varias decenas de personas.

«Los aliados de la OTAN están siguiendo muy de cerca la situación en Kazajistán. Estamos preocupados, lamentamos la pérdida de vidas y, por supuesto, es importante que termine la violencia y que se respeten los derechos humanos, incluyendo el derecho a las manifestaciones pacíficas y libertad de expresión», subrayó Stoltenberg al término de una reunión entre los ministros de Exteriores de la Alianza por videoconferencia.

TOKÁYEV INSTA A LUCHAR «HASTA EL FINAL»

«Los combatientes no han depuesto las armas, continúan cometiendo crímenes o se preparan para cometer nuevos. Hay que llevar la lucha en contra de ellos hasta el final. Los que no se rindan serán eliminados», advirtió el presidente.

El presidente aprovechó la ocasión para arremeter contra los servicios de seguridad kazajos, que no supieron prever la posibilidad de esta crisis.

«Es de una importancia crítica comprender por qué el Estado se quedó dormido y no advirtió la preparación clandestina de los ataques terroristas ni las células ‘dormidas’ de los combatientes», aseveró.

«Descubrimos que no tenemos suficientes tropas especiales, medios y equipamiento policial especial. Solucionaremos urgentemente este problema», subrayó.

Según Tokáyev, las acciones de los manifestantes «mostraron la existencia de un plan preciso contra las instalaciones militares, administrativas y sociales», además de «una coordinación precisa de sus acciones, una alta preparación militar y una crueldad animal».

«Además de los combatientes actuaron especialistas preparados para llevar a cabo sabotajes ideológicos», añadió.

Tokáyev aprovechó la ocasión para celebrar la rápida respuesta de la Organización del Tratado de Seguridad Colectiva (OTSC), alianza militar que agrupa a seis antiguas repúblicas soviéticas, y que respondió afirmativamente a la petición de Nur-Sultán de enviar tropas para ayudar a solucionar la crisis política en la nación centroasiática.

En particular, agradeció al primer ministro de Armenia, actualmente presidente pro tempore de la OTSC, y a los presidentes de Bielorrusia, Kirguistán y Tayikistán.

«Dirijo especiales palabras de agradecimiento al presidente de Rusia, Vladímir Putin. Reaccionó muy rápido, y sobre todo, con un cálido sentido de camaradería, a mi solicitud», añadió.

AMPLIO DESPLIEGUE RUSO

El Ministerio de Defensa de Rusia ha enviado más de 75 aviones de transporte militar con las unidades rusas del «contingente de paz» de la OTSC.

«El grupo aéreo compuesto por más de 70 aviones Il-76 y 5 An-124 (…) transporta durante la última jornada la parte rusa del contingente de paz de la OTSC a Kazajistán», afirmó en un comunicado el portavoz del Ministerio de Defensa de Rusia, mayor general Ígor Konashenkov.

De ellos, indicó el Ministerio, 9 aviones Il-76 aterrizaron en el aeropuerto de Almaty, que estuvo varias horas ocupado por los manifestantes el pasado 5 de enero y en estos momentos no recibe vuelos civiles.

Según el alto militar ruso, las aeronaves de la Fuerza de Transporte Militar Aéreo de Rusia también transportan las unidades de Bielorrusia, Tayikistán, Kirguistán y Armenia, países miembros de la OTSC.

«Las fuerzas de paz rusas están integradas por unidades de la Brigada 45 de tropas especiales, la División 98 de paracaidistas y la Brigada 31, todas de las Tropas Aerotransportadas de Rusia», indicó, al señalar que todos los militares rusos que participan en la misión «cuentan con un entrenamiento especial y tienen experiencia real en combates».

La misión internacional en Kazajistán estará comandada por el comandante de las Tropas Aerotransportadas de Rusia, coronel general Andréi Serdiukov, según el portavoz del Ministerio de Defensa.

La UE pide "responsabilidad y moderación" ante los disturbios en Kazajistán

Bruselas (EuroEFE).- La Unión Europea (UE) hizo este miércoles un llamamiento a la «responsabilidad y moderación» a todas las partes involucradas en protestas y disturbios por el alza del precio del gas en Kazajistán, que han llevado a la dimisión …

Además, expresó palabras de agradecimiento a los mandatarios de China, Uzbekistán y Turquía, así como a la ONU y otras organizaciones internacionales.

Por el contrario, criticó el «papel instigador» de medios independientes y políticos extranjeros, a los que acusó de «sentirse por encima de las leyes y considerar que tienen el derecho a reunirse y hablar de lo que les venga en ganas».

«Las acciones irresponsables de estos lamentables activistas distraen a la policía del cumplimiento de sus principales responsabilidades. A veces son objeto de violencia y ofensas», denunció.

Además, les responsabilizó de las restricciones impuestas durante estos días a Internet, «a consecuencia de lo cual se ven afectados los intereses de millones de ciudadanos y el empresariado nacional».

«Estos demagogos irresponsables se han vuelto cómplices del desarrollo de la tragedia en Kazajistán», afirmó, al señalar que el Gobierno reaccionará con mano dura ante lo que llamó «actos de vandalismo legal».

Editado por Fernando Heller y Sandra Municio