Huawei ve «injusto» que siga el veto de Estados Unidos pese a tres años sin evidencias

Huawei injusto siga veto Estados Unidos

Una visitante ante el stand de Huawei del Mobile World Congress, la mayor feria tecnológica del mundo. EFE/Enric Fontcuberta

Barcelona (EuroEFE).- La tecnológica china Huawei ve «injusto» que se sigan adoptando medidas en contra de la compañía tres años después del veto estadounidense, pese a que desde entonces no se han encontrado «evidencias» ni «hechos» que demuestren que «haya hecho algo mal».

En una entrevista con Efe, el representante de Huawei ante las instituciones europeas, Tony Jin Yong, ha hecho referencia al veto del expresidente Donald Trump a la compañía por el que prohibía a las empresas del país vender componentes a la tecnológica, al considerarla peligrosa para la seguridad nacional.

El directivo, que asegura que Huawei no ha notado el cambio en este sentido con el Gobierno estadounidense, considera «injusto» que se tomen medidas así contra una compañía privada.

«Desde el año 2019 hasta ahora todavía no hemos visto ninguna evidencia que pruebe que Huawei haya hecho algo mal. Y por eso es por lo que digo que es injusto. La falta de evidencias y hechos», ha asegurado.

Además, ha reiterado la disposición de la compañía de volver a trabajar con Google en el futuro pese a que, tras el veto, se ha visto obligada a desarrollar su propio sistema operativo para los teléfonos móviles, HarmonyOS, con el que ha suplido la falta de Android.

FUERA DEL «CORE» DE LA RED 5G

Tony Jin Yong ha asegurado que «la colaboración y la confianza de las industrias en Huawei no ha disminuido», pese a que Telefónica, Orange y Vodafone prevén dejarlo fuera del «core» (núcleo) de la red 5G en su despliegue en España.

Aunque reconoce «no saber todos los detalles» de estas decisiones, Jin Yong dice que Huawei «continúa manteniendo acuerdos con operadores de telecomunicaciones alrededor de toda Europa».

En su opinión, la selección de unos proveedores u otros es una decisión «neutral», por lo que, al igual que eligieron a la compañía en el pasado por encima de una empresa europea, ahora no lo han hecho.

Unas decisiones que se han tomado a la espera de que se apruebe la Ley de Ciberseguridad 5G, que parte de los trabajos realizados en el seno de la Unión Europea (UE) por el que se impondrán restricciones a proveedores tecnológicos de alto riesgo para la seguridad en el despliegue del 5G, aunque no se señala a ninguna empresa o país.

En este sentido, el directivo de Huawei ha destacado que la legislación en ciberseguridad «es importante y obligatoria», por lo que desde la compañía están contribuyendo a su desarrollo.

«Entendemos la forma en la que vienen estas legislaciones y estamos contribuyendo a ello», ha afirmado Tony Jin Yong, quien también ha destacado la necesidad de «aumentar las competencias sobre ciberseguridad».

CENTRADOS EN EUROPA

En la actualidad, «la mayoría de las industrias» con las que la compañía está trabajando son europeas, un continente en el que llevan «más de 20 años» y quieren centrar parte de su negocio.

Además, tras caer de las cinco marcas más vendidas de teléfonos móviles en el mundo, según datos de Canalys, la compañía quiere formar su «propio ecosistema de servicios alrededor del móvil», para que así «haya una competición justa y dar más oportunidades al mercado y los consumidores».

Por ello, durante el Congreso Mundial de Móviles (MWC) de Barcelona que se celebró la semana pasada, Huawei ha lanzado siete nuevos productos, interconectables entre ellos: el último portátil de la marca, su primer ordenador ‘todo en uno’, un portátil 2 en 1, dos tabletas, una impresora y un altavoz.

 

Junto a estos lanzamientos, Jin Yong destaca su apuesta por los dispositivos portátiles inteligentes (‘wearables’), dentro de los que se enmarcan los relojes inteligentes, o sus innovaciones en ámbitos como la sostenibilidad o la digitalización de la industria.

Editado por Miriam Burgués

 

Esta entrevista forma parte de una serie que cuenta con el apoyo de Huawei. El contenido editorial de Efe es independiente de las posiciones de esta empresa.