La UE descarta sancionar a Rusia pese al estado de Navalni y a las tropas en la frontera con Ucrania

El líder opositor ruso Alexéi Navalni. EFE/ Yuri Kochetkov/Archivo

Bruselas (EuroEFE).- La Unión Europea (UE) descartó este lunes aprobar nuevas sanciones contra Rusia pese al empeoramiento de la salud del opositor Alexéi Navalni y el despliegue de tropas del Kremlin en la frontera con Ucrania.

“La relación con Rusia no está mejorando, sino que la tensión está aumentando”, dijo hoy Borrell, pero aseguró que “por el momento no hay ningún movimiento sobre nuevas sanciones a Rusia”.

“Las cosas pueden cambiar, pero la situación es la que estoy explicando”, dijo el político español al término de la reunión que los ministros de Exteriores de la UE celebraron hoy por videoconferencia.

En la misma línea se expresó la jefa española de la diplomacia, Arancha González Laya, al decir que las sanciones “no son un fin en si mismo”, aunque ” si hay actuaciones por parte de Rusia que a nosotros nos parezcan que necesitan una respuesta, esta es la que nosotros le vamos dando”.

NAVALNI

El alto representante responsabilizó a las autoridades rusas del deterioro de la salud de Navalni y volvió a exigir que le den un “acceso inmediato” a un médico de su confianza, pese a que hoy le trasladasen a un hospital para reclusos.

La situación del opositor al Kremlin es “crítica” dijo Borrell, tras explicar que ha recibido una carta de los colaboradores de Navalni explicándole cómo se encuentra.

El opositor ruso, de 44 años, entró en prisión el pasado febrero y desde entonces ha perdido 16 kilos, nueve de ellos desde que inició una huelga de hambre el 31 de marzo.

Según dijo hoy el Servicio Federal Penitenciario de Rusia, Navalni -que sufre además una doble hernia y una protusión discal- ha aceptado un tratamiento con vitaminas.

La UE exigió ayer de nuevo la liberación del líder opositor, ya que considera que su condena se debe a motivaciones políticas, y pidió que se investigue el intento de asesinato a Navalni con el agente químico novichok.

UCRANIA

A la UE le preocupa también el despliegue de tropas de Rusia a su frontera con Ucrania, que el exministro español cifró en 150.000.

Es “el mayor despliegue militar del ejército ruso en las fronteras de Ucrania hasta la fecha”, dijo Borrell sin querer revelar el origen de esta información, y aseguró que “es una cuestión de preocupación”, porque “cuando despliegas muchas tropas, la chispa puede estallar aquí o allá”.

De ellos hablaron los ministros con su homólogo ucraniano, Dmitro Kuleba, al que reiteraron el apoyo de la UE a la integridad territorial de Ucrania, como hace desde que Rusia se anexionó en 2014 la península de Crimea y la ciudad de Sebastopol.

La UE aprobó las últimas sanciones contra Rusia en febrero, cuando estrenó su nuevo régimen para castigar las violaciones de los derechos humanos.

Entonces sancionó a cuatro altos funcionarios rusos relacionados con la condena a Navalni y previamente, en octubre aplicó medidas restrictivas contra otros seis individuos y una entidad por el envenenamiento al líder opositor.

BIRMANIA

En cambio, la UE sí aprobó hoy nuevas sanciones contra Birmania, en concreto contra diez civiles cercanos a la junta militar responsable del golpe de Estado y contra otras dos empresas.

Las personas sancionadas son responsables de “socavar” la democracia y el Estado de derecho en Birmania, dijo el Consejo de la UE en un comunicado, y las dos entidades están controladas por las Fuerzas Armadas del país.

 

Desde la asonada del 1 de febrero, la UE ha sancionado ya a 35 individuos y dos entidades de Birmania.

Además, antes del golpe militar la UE también había incluido a otras 14 personas del mismo país en su lista de sanciones por los “actos atroces” que han cometido contra la población rohinyá.

Esas sanciones se añadieron a otras medidas como la congelación de la ayuda financiera a los militares, el embargo de armas y la prohibición de exportar al país equipamiento de doble uso que puede ser utilizado para reprimir a la población.

Editado por Miriam Burgués