La Comisión Europea da luz verde a 3.000 millones de euros del PERTE español del automóvil

Ayudas dentro del PERTE para el automóvil español. En la imagen, varios vehículos en un concesionario.

Varios vehículos puestos a la venta en un concesionario. EFE/Sara Viñas/Archivo

Bruselas (EuroEFE).-La Comisión Europea (CE) aprobó este jueves un esquema de ayudas de 3.000 millones de euros en el marco del proyecto estratégico para la recuperación y transformación económica (PERTE) del automóvil eléctrico y conectado, como parte del plan español de recuperación y resiliencia tras la pandemia de la COVID.

El esquema español prevé ayudas para inversiones en investigación, desarrollo e innovación y en protección medioambiental -incluyendo la eficiencia energética- para la aplicación de varios proyectos integrados en la cadena de valor de los vehículos eléctricos y conectados, indicó la CE en un comunicado.

Este esquema estará vigente hasta finales de 2023 y está abierto a consorcios de empresas interesadas, establecidas dentro o fuera de España, precisó la Comisión.

Agregó que cada consorcio incluirá a compañías activas en sectores relacionados con los coches eléctricos o conectados y que al menos un 40 % de los socios deberán ser pymes.

Las ayudas se concederán a través de un proceso de selección competitivo y se concederán en forma de subvenciones directas y préstamos preferentes a tipos de interés reducidos.

La Comisión afirmó que la medida adoptada hoy “ayudará a España a acelerar la transición hacia una movilidad más sostenible y conectada sin distorsionar indebidamente la competencia”.

El esquema será financiado parcialmente a través del fondo de recuperación y resiliencia de la UE tras la evaluación positiva por parte de la Comisión del plan de recuperación y resiliencia español y de su adopción por parte del Consejo de la UE.

El esquema español de 3.000 millones de euros ayudará a crear una cadena de valor para los vehículos eléctricos más innovadora y sostenible, en línea con las normas de ayudas de estado y los objetivos del Pacto Verde europeo”, declaró la vicepresidenta ejecutiva de la CE y responsable de Competencia, Margrethe Vestager.

Tras evaluar el esquema español, la Comisión concluyó que es “necesario para facilitar las inversiones en investigación, desarrollo e innovación”, así como las que van dedicadas a la protección medioambiental en relación con la eficiencia energética en la cadena de suministros para los vehículos eléctricos y conectados.

En opinión de la CE, la ayuda tiene además un “efecto de incentivo” ya que los proyectos no se llevarían a cabo sin apoyo público, y es “proporcionada y limitada a lo mínimo necesario”.

En particular, la cantidad máxima de ayuda a un solo beneficiario quedará limitada, se garantizará una participación “apropiada” de pymes y las empresas que participen tendrán que demostrar que el apoyo solicitado está limitado “al mínimo necesario”.

Además, consideró que el esquema ayudará a España a “cumplir sus objetivos medioambientales” fijados a nivel europeo y nacional, ya que “impulsa las inversiones en la conectividad de vehículos eléctricos”.

Por último, la CE también se comprometió a llevar a cabo una evaluación a posteriori sobre los efectos de las medidas.

Por todo ello, concluyó que el esquema español está “en línea” con las normas de ayudas de estado de la Unión Europea y con sus objetivos políticos, incluidos los comprendidos en el Pacto Verde europeo, “sin distorsionar indebidamente la competencia del mercado único”.

Editado por Sandra Municio

España es “optimista” sobre visto bueno de Bruselas a las ayudas del Perte VEC

Bruselas (EuroEFE).- La ministra española de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto, dijo este miércoles ser “optimista” sobre la aprobación por parte de la Comisión Europea (CE) de las ayudas públicas para el proyecto estratégico para la recuperación y transformación …