Secretario de Estado de la UE: la condicionalidad de los fondos es un debate «más interno que europeo»

El secretario de Estado para la UE, Juan González Barba. EFE/Javier Lizón

Madrid (EuroEFE).- La condicionalidad de los fondos de la UE para luchar contra la crisis del coronavirus es un debate «más interno que europeo» porque ya quedó claro que «tienen que estar ligados a un crecimiento verde, digital, sostenible e igualitario», ha dicho este martes el secretario de Estado para la UE, Juan González Barba.

«Se ha querido hacer un paralelismo con la condicionalidad macroeconómica de las ayudas al euro, pero ese no es el caso ahora porque el Pacto de Estabilidad y Crecimiento está entre paréntesis con la política keynesiana de gasto actual», dijo el secretario de Estado en un debate organizado por la Asociación de Periodistas Europeos sobre «el lugar de España en Europa».

«Ahora lo que preocupa es llegar un acuerdo, que sea un éxito la emisión de deuda publica europea, que los planes que se presenten estén en consonancia con los objetivos y que los fondos se puedan aprovechar bien, ya que es una cantidad importante hasta 2006», dijo

España tendrá que invertir en apenas seis años los 140.000 millones de euros que recibirá del Fondo de Recuperación de la Unión Europea: el dinero del Fondo para hacer frente a la COVID-19 empezará a llegar en 2021, pero el Gobierno español trabaja ya en el plan de reformas e inversiones que le exigirá Bruselas para autorizar las ayudas.

En cuanto a la ejecución de fondos y la capacidad española para absorberlos, el secretario de Estado afirmó que «no cree que sea «un problema genuinamente español».

Recordó que «cada uno tiene que asumir su propia responsabilidad» y que «a nivel nacional hay distribución de competencias» y que unas ayudas las gestiona el gobierno pero que otras «las ejecutan las comunidades autónomas. Y hay unas que son más diligentes que otras y hay que preguntarles a ellas, porque no todas las ayudas dependen de la administración central».

La propuesta migratoria: «una buena base de negociación muy mejorable»

El secretario de Estado también se refirió en el debate a la propuesta de la Comisión Europea para un nuevo pacto migratorio, que calificó como una «buena base de negociación muy mejorable, pero en absoluto rechazable».

González Barba dijo que la propuesta de la Comisión tiene un enfoque europeísta a tener en cuenta, referida a que hay países de primera línea que cargan con el mayor peso migratorio y que sobre la base de la solidaridad tiene que haber un mecanismo de reubicación.

«Están los elementos para un posible pacto, que no sera sencillo. Nosotros, igual que hemos abogado por una construcción de una unión monetaria equilibrada con un componente fiscal, en asilo e inmigración es posible llegar a un acuerdo paneuropeo con componente solidario que lleve la forma de reubicaciones obligatorias», afirmó.

Campamento de la Cruz Roja en el muelle de Arguineguín (Gran Canaria) . EFE/Quique Curbelo

«Hay una experiencia española en el ámbito migratorio que se ha reconocido: la de conjugar la lucha contra la inmigación ilegal con un cauce legal y ayuda a los países de origen y de tránsito», dijo.

Brexit: España por el acuerdo «aunque sea de mínimos»

Sobre el «brexit», el secretario de Estado afirmó que España quiere un acuerdo «aunque sea de mínimos» y que lo que no se pueda alcanzar por la vía de la UE que se pueda hacer por la vía bilateral «incluido Gibraltar».

«Sobre Gibraltar, por España que no quede. Que Gibraltar se pueda convertir en un vinculo adicional entre Reino Unido y España y no en un escollo que crea fricción y tensión»,

«España, dentro de los países europeos, quiere el mayor nivel de ambición posible porque es mucho lo que nos une. 18 millones de turistas, un tercio de la población británica, visita España, dos millones de españoles visitan todos los años el Reino Unido, muchos van a estudiar ingles, el nivel de intercambios e inversiones es enorme», dijo el secretario de Estado.

El peñón de Gibraltar. EFE/A.Carrasco Ragel. [EFE-EPA]

«Nosotros lo que queremos es que haya un acuerdo, aunque sea de mínimos para seguir dialogando, que el Reino Unido se haya ido de la UE no significa que se haya ido de Europa y, en el interés de España, que lo que no se pueda alcanzar por vía de la UE se pueda alcanzar por la vía bilateral, incluido Gibralar».,

Vocación de centralidad

El secretario de Estado dijo que España, aunque es un país geográficamente periférico, tiene una vocación de centralidad, entre otras cosas porque la opinión pública «ha sido desde el inicio tremendamente europeísta» y porque los distintos gobiernos españoles «han intentado estar en cada política europea que se ha lanzado».

«Los distintos gobiernos españoles han intentado estar en cada política que se ha lanzado: Schengen,  euro, libertad y seguridad. Siempre hemos querido estar en la vanguardia con el apoyo de la opinión publica española. No ha habido hasta ahora un cuestionamiento de esta voluntad de estar en el núcleo central del proyecto europeo», dijo el secretario de Estado.

Y dentro de esta dinámica, de lo que depende, a juicio del secretario de Estado, que España esté más cerca del centro que del extraradio es «la situación interna de España» y que cuando Europa o Epaña sufren situaciones de crisis, como el euro, la crisis migratoria y el brexit, «un país tan integrador sufre las consecuencias».