Alivio en Reino Unido e Irlanda tras la rectificación de la UE sobre el control fronterizo para las vacunas

Un médico administra la vacuna de Pfizer-BioNTech en un centro de vacunación improvisado en la catedral de Salisbury, Reino Unido, el 20 de enero de 2021.EPA/EFE/archivo [EFE-EPA]

Londres (EuroEFE).- Reino Unido e Irlanda respiran aliviados después de que la Comisión Europea rectificase a última hora del viernes su decisión de introducir controles en la llegada a Irlanda del Norte de vacunas contra la covid-19.

En una conversación telefónica en la noche del viernes, el primer ministro británico, Boris Johnson, y la presidenta de la Comisión, Ursula von der Leyen, acordaron el “principio” de que no haya restricciones a la exportación de vacunas cuando las farmacéuticas cumplan con sus responsabilidades contractuales.

La Comisión aclaró el sábado que el Protocolo para Irlanda del Norte, suscrito entre la UE y el Reino Unido para eliminar las fronteras físicas en la isla irlandesa, “no se ve afectado” por la exigencia comunitaria de una autorización previa a las farmacéuticas para exportar vacunas a países terceros.

Von der Leyen habla con Johson del mecanismo de control exportación vacunas

Bruselas (EuroEFE).- La presidenta de la Comisión Europea (CE), Ursula von der Leyen, y el primer ministro británico, Boris Johnson, acordaron en una conversación en la noche del viernes el “principio” de que no debe haber restricciones a la exportación …

El primer ministro irlandés, Michéal Martin, dio la bienvenida en Twitter a “la decisión de la Comisión Europea de no invocar la cláusula de salvaguarda del Protocolo para Irlanda Norte tras conversaciones constructivas con Von der Leyen” y la calificó de “noticia positiva” en la lucha contra la pandemia.

El artículo 16 de dicho protocolo da a la UE o al Reino Unido la capacidad de suspender unilateralmente aspectos de su aplicación si considera que causa “dificultades económicas, sociales o medioambientales”.

La ministra española de Asuntos Exteriores, Arancha González Laya, señaló en la noche del viernes en declaraciones a la cadena pública británica BBC que entiende que “hubo un accidente y ha sido reparado”.

Pese a todo, recordó que el dispositivo comunitario para controlar la exportación de vacunas “no es un acto hostil contra terceros países o gobiernos, sino un mecanismo de transparencia que la UE necesita para que una compañía farmacéutica en particular cumpla sus compromisos”.

González Laya reiteró que las medidas comunitarias no suponen en absoluto “un embargo hacia ningún país” y destacó la “importancia” de que las farmacéuticas respeten los contratos que han firmado.

El mecanismo para controlar las exportaciones “deja muy claras las reglas sobre lo que sucede cuando los contratos no se respetan” y de igual manera, contempla exenciones en muchos casos, como los envíos para la OMS, el programa de vacunación global COVAX o países de renta baja y media, dijo la ministra.

“España no tiene absolutamente ninguna intención de retener exportaciones de ninguna farmacéutica que cumpla sus compromisos con la UE, ¿por qué íbamos a hacer eso?”, agregó González Laya a preguntas del entrevistador.

La ministra principal de Irlanda del Norte, Arlene Foster, había acusado el viernes a la UE de “increíble acto de hostilidad” por la aplicación del artículo 16.

En este contexto de tensión, el negociador comunitario del Brexit, Michel Barnier, lanzó un llamamiento en una entrevista el sábado con el diario “The Times” a que se preserve el “espíritu de cooperación” en medio de la pandemia.

“Nos enfrentamos a una crisis muy grave, que está creando mucho sufrimiento y muertes en Reino Unido, en Francia, en Alemania, y en todas partes. Creo que debemos afrontarla con responsabilidad y seguramente sin imposiciones o competencias dañinas”, declaró Barnier.

El francés instó a las partes a mantener la cooperación porque “desafortunadamente vamos a tener muchas oportunidades en los próximos años de mostrar solidaridad”, ya sea en la lucha contra el terrorismo, el cambio climático o las crisis financieras.

Natalie Moll, directora de las farmacéuticas europeas: “no es momento para el ‘nacionalismo vacunal’”

Bruselas (EA.com)/Madrid (EuroEFE).- La Comisión Europea, los gobiernos de la Unión Europea (UE), y las empresas farmacéuticas deberían bajar el tono de la disputa sobre las vacunas y centrarse sólo en un objetivo: fabricar rápidamente los mejores fármacos anti COVID-19, para …

Editado por F.Heller