España exigirá vacunación o PCR negativa a británicos que lleguen a Baleares y Portugal pone a R. Unido en lista roja

Punta Ballena, en Magaluf una de las zonas turísticas de Mallorca (Baleares) más afectada por la falta de turistas británicos. EFE/CATI CLADERA

Madrid (EuroEFE).- Los turistas británicos que lleguen a las islas españolas de Baleares tendrán que estar vacunados con la pauta completa contra la covid-19 o tener una PCR negativa, anunció este lunes el presidente del Gobierno de España, Pedro Sánchez. Mientras, Portugal ha incluido al Reino Unido en su “lista roja” y, desde hoy, los británicos que viajen al país tendrán que guardar una cuarentena de 14 días a su llegada, salvo los vacunados.

En una entrevista en la emisora de radio Cadena SER, Sánchez dijo que, de esta forma, los británicos que aterricen en Baleares, uno de los principales destinos turísticos españoles, tendrán que cumplir con las mismas exigencias que España hace al resto de ciudadanos europeos.

“Lo aplicaremos en un plazo de 72 horas y así los turoperadores y turistas británicos podrán adaptarse a estas nuevas reglas que les estoy anunciando”, afirmó el jefe del Ejecutivo español, quien destacó la “evolución negativa” de la incidencia acumulada a catorce días en Reino Unido, que está “muy por encima” de los 150 casos.

Por eso, señaló, España tenía que tomar “alguna precaución adicional respecto a la llegada de turistas británicos”.

El Reino Unido incluyó la pasada semana a estas islas del Mediterráneo entre los destinos que considera seguros frente a la covid-19 para sus nacionales, el único en España, donde el sector turístico espera el regreso de turistas para recuperar su actividad tras más de un año de pandemia.

Inglaterra incluye a Baleares en su lista verde de destinos seguros de viaje

Londres (EuroEFE).- El ministro británico de Transporte, Grant Shapps, anunció este jueves la inclusión de las islas Baleares (España) en la “lista verde” de destinos seguros que exime a los viajeros de cumplir una cuarentena de diez días al regresar …

PORTUGAL INCLUYE A REINO UNIDO EN SU “LISTA ROJA”

Por su parte, Portugal ha incluido al Reino Unido en su “lista roja” y, desde hoy, los británicos que viajen al país tendrán que guardar una cuarentena de 14 días a su llegada, salvo quienes tengan la pauta completa de vacunación con alguna de las vacunas aprobadas por la UE.

De esta forma, Reino Unido se suma a una lista en la que ya están África del sur, India, Nepal y Brasil, a la que se le aplicarán restricciones en el tráfico aéreo.

También Londres ha dejado a Portugal fuera de su lista “verde”, lo que ha supuesto un zarpazo para el turismo, uno de los motores de la economía lusa.

La medida responde a la necesidad de frenar el avance de la pandemia en Portugal, que viene registrando tasas diarias de 1.500 nuevas infecciones con predominio de la variante delta.

EL ALGARVE, NUEVO FOCO DE ALARMA

Aunque Lisboa y el Valle del Tajo concentran el grueso de los contagios -alrededor del 66%- con predominio de la variante delta, la alerta ha llegado también al otras zonas del país, como el Algarve, su principal destino turístico.

El aumento de los contagios en la región ha llevado a suspender las clases presenciales en cinco municipios: Faro, Albufeira, Loulé, Olhão y São Brás.

Los municipios afectados presentan una incidencia acumulada a 14 días que supera los 300 casos por cada 100.000 habitantes, siendo Albufeira la peor, con 583.

Las cifras constituyen un nuevo zarpazo para el Algarve, que en las últimas semanas ha visto cómo sus esperanzas de recuperación de la mano de sus dos principales mercados, el británico y el alemán, se esfumaban.

Berlín se sumó el sábado a Londres e incluyó a Portugal en su lista de restricciones de viaje.

Miles de alemanes han suspendido sus reservas y adelantado el final de sus vacaciones en Portugal porque a partir del martes deberán guardar cuarentena en su país.

COSTA, TESTADO POR COVID

Además, el primer ministro portugués, António Costa, se someterá hoy a un test de covid tras haber estado con su homólogo de Luxemburgo, Xavier Bettel, quien ha dado positivo.

Aunque el Gobierno ha matizado que Costa no mantuvo un estrecho contacto con Bettel, el primer ministro luxemburgués participó entre el jueves y el viernes en la cumbre que reunía en Bruselas a los principales líderes europeos.

A pesar de que la reunión duró varias horas, el gabinete luxemburgués insistió en el bajo riesgo para los líderes porque se mantuvo el distanciamiento social en todo momento y el uso de mascarilla fue permanente.

Editado por Virginia Hebrero