Los líderes de la UE prometen no aplicar restricciones de viaje «desproporcionadas»

El presidente del Gobierno Pedro Sánchez (i) participa hoy jueves en Bruselas en la 6ª Cumbre de la Unión Europea y los países de la Asociación Oriental.

El presidente del Gobierno Pedro Sánchez (i) participa hoy jueves en Bruselas en la 6ª Cumbre de la Unión Europea y los países de la Asociación Oriental. EFE/Unión Europea/Dario Pignatelli

Bruselas (EuroEFE).- Los líderes de los países de la Unión Europea se comprometieron este jueves a no aplicar restricciones que obstaculicen «de manera desproporcionada» la libre circulación dentro de la UE para frenar la emergencia de la variante ómicron.

Las conclusiones de la cumbre de jefes de Estado y de Gobierno de la UE celebrada en Bruselas se aprobaron después de que países como Portugal, Italia o Grecia hayan decidido exigir pruebas PCR a los ciudadanos europeos que quieran entrar en su territorio, aunque tengan certificado de vacunación con la pauta completa.

«Se necesitan esfuerzos coordinados continuos para responder a los desarrollos basados en las mejores pruebas científicas disponibles, garantizando al mismo tiempo que cualquier restricción se base en criterios objetivos y no socave el funcionamiento del mercado único ni obstaculice de manera desproporcionada la libre circulación entre los Estados miembros y los viajes a la UE», indican las conclusiones.

El Consejo Europeo, que reconoce que se está produciendo un «deterioro de la situación epidemiológica en la UE» y subraya que la nueva cepa ómicron genera «preocupación», reiteró también la importancia «vital de la vacunación en la lucha contra la pandemia» y de las dosis de refuerzo.

La Unión Europea tiene actualmente una tasa de vacunación media del 67,2 % sobre el total de la población, según datos del Centro Europeo para la Prevención y el Control de Enfermedades (ECDC), aunque existen notables diferencias regionales entre Dinamarca (82,5 %), y Portugal (82 %), Irlanda (76,8 %), España (74,4 %) y Eslovaquia (46,8 %), Bulgaria (26,6 %), Rumanía (39,6 %).

«En ese contexto, la superación de las dudas sobre las vacunas, incluso abordando la desinformación, sigue siendo fundamental», agregan los líderes en el texto de conclusiones.

En el plano internacional, los líderes de la UE agradecieron a Botswana y Sudáfrica «la vigilancia y la transparencia en la detección, secuenciación y notificación de la variante más reciente de ómicron (…) con tanta rapidez», y destacaron «la importancia de ampliar la capacidad mundial de secuenciación genómica».

Se comprometieron, además, a intensificar las donaciones de vacunas «a los países más necesitados, en particular en África».

En un epígrafe sobre «Gestión de crisis y resiliencia», más amplio que la pandemia exclusivamente, las conclusiones del Consejo Europeo piden «reforzar la respuesta y la preparación ante crisis de la UE con un enfoque de todos los peligros» así como «construir y monitorear la resiliencia» en todas las áreas en las que está expuesta la Unión Europea.

SÁNCHEZ PIDE EVITAR MEDIDAS UNILATERALES

Por su parte, el presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez, pidió al resto de líderes evitar medidas unilaterales de cada país y actuar en todo momento de forma coordinada. Fuentes españolas informaron de que, en su intervención en la cumbre, el jefe del Ejecutivo resaltó la importancia de esa actuación conjunta frente la pandemia.

Un mensaje que fue secundado también según las mismas fuentes por otros líderes europeos. Para el Gobierno español y ante las recomendaciones de viaje en el seno de la UE durante la pandemia, hay que tratar más a los ciudadanos atendiendo a su situación personal (por ejemplo si están vacunados o no) que en función del territorio del que procedan.

Sánchez hizo hincapié en que hay que tener en cuenta que la situación actual es mucho mejor que la que se vivía el año pasado por estas fechas gracias a la vacunación y a pesar de que hay países que están lejos de las cifras de vacunados existentes en España.

De la misma forma, destacó la trascendencia de compaginar esa vacunación propia con la donación a terceros países ya que considera un falso debate el que sean cuestiones excluyentes.

A su llegada a la reunión del Consejo Europeo, Sánchez ya ratificó la vacunación como el elemento «clave» ante la situación que está provocando en España y en Europa la nueva ola de la pandemia de coronavirus.

Editado por María Moya